Descubre los Secretos Detrás de la Pica en el Autismo

En el mundo del autismo, una de las características más fuertemente asociada con la condición es la pica. Se trata de un tipo de comportamiento comúnmente visto en personas con autismo y que consiste en el desarrollo compulsivo de la ingestión de objetos no comestibles. Aunque esta conducta no es exclusiva del autismo, sí que se asocia con mucha más frecuencia a este trastorno. Entonces, ¿qué hay detrás de la pica en el autismo?

¿Qué Es La Pica?

Antes de entrar a profundizar en la pica en el autismo, es importante tener una comprensión básica de qué es la pica. Según la definición generalmente aceptada, la pica es una compulsión por comer o masticar objetos no comestibles. Esta conducta se ha observado en animales silvestres, como aves y primates, pero también en humanos; en particular, en personas con discapacidad intelectual o con trastornos del desarrollo, como el autismo.

¿Cuáles Son Los Síntomas?

Los síntomas de la pica en el autismo varían de persona a persona. Algunas de las cosas más comunes que se ven son:

  • Ingestión de objetos no comestibles, como plástico, lápices, hierro, tierra, etc.
  • Masticación excesiva de objetos, incluyendo alimentos.
  • Ingestión de sustancias tóxicas, como pintura, pegamento, etc.

Además, la pica también se relaciona con otros problemas de comportamiento, como el autolesionismo, el lenguaje repetitivo, el aburrimiento y la ansiedad.

¿Cómo Se Trata?

La pica en el autismo no se puede curar, pero hay medidas que se pueden tomar para controlar y prevenir la conducta. Algunas de las estrategias más comunes para hacer frente a la pica son:

  • Proporcionar actividades ocupacionales adecuadas para mantener ocupada a la persona.
  • Usar refuerzos positivos para fomentar comportamientos alternativos.
  • Asegurar que la persona esté segura alrededor de los objetos peligrosos.
  • Proporcionar entrenamiento a la familia para ayudar a la persona con autismo.

También es importante trabajar con un equipo multidisciplinar para encontrar la mejor solución para cada persona.

Conclusión

La pica es una conducta asociada al autismo, que puede tener un impacto significativo en la vida de la persona. Sin embargo, hay estrategias que se pueden implementar para ayudar a controlar y prevenir la pica. Una combinación de terapia ocupacional, entrenamiento para la familia y refuerzos positivos puede ser muy útil. Si deseas obtener más información, contacta a tu equipo de salud para saber cómo puedes ayudar a tu hijo a hacer frente a la pica.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Descubre los Secretos Detrás de la Pica en el Autismo puedes visitar la categoría Blog.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up